Home / Criptozoología / El Gusano de Gobi: ácido, electricidad y muerte

El Gusano de Gobi: ácido, electricidad y muerte

En el desierto de Gobi, en Mongolia; existe una criatura a lo que todos le temen y huyen al escuchar de su presencia: el gusano de la muerte.

“Aka Allghoi Khorhoi”, así llaman a esta criatura que literalmente se traduce como gusano de la muerte. También conocido como gusano de Gobi o gusano de Mongolia es un ser mitológico que supuestamente viviría en el desierto, a altas temperaturas, bajo la tierra, en grupos, y sería más visible solamente durante el verano.

Desde los antiguos mitos se le ha descrito como un ser desagradable a la vista, con la forma de un gusano color rojo sangre, sin ojos, boca o nariz con los que podamos identificar su cabeza. A menudo descrito con la similitud a un intestino de vaca (por eso también le llaman gusano intestino).

Pero eso no es lo más aterrador de esta criatura, si no, las capacidades que tiene para destruir a cualquiera que se le ponga enfrente. Las historias de los nativos del gran desierto mongol, afirman que esta criatura podía ser capaz de lanzar ácido que instantáneamente mataría a sus víctimas; así como su supuesta capacidad de lanzar descargas eléctricas a distancia.

Entre los años 1922 y 1930, Roy Chapman Andrews; un explorador, aventurero y naturalista estadounidense, registró en su libro “La Reconquista de Asia Central” varias recopilaciones de historias, anécdotas y experiencias de los encuentros con esta mítica criatura a las que todos le temían.

TODAS las historias coincidían ¿le estarían contando los habitantes de la región la verdad? ¿O eran siples mitos? Por su parte, Roy, nunca pudo encontrarse con la criatura. Las características de las que todos hablaban coincidieron en que medía alrededor de 60 centímetros, tenía un cuerpo en forma de salchicha y no tiene ni cabeza, ni patas.  Tan venenoso que tocarlo significaba la muerte instantánea y sus encuentros eran en las regiones arenosas más secas del desierto occidental.

Ya en 1990, un explorador, criptozoólogo y diseñador industrial; recaudaría testimonios que le darían las mimas descripciones de la criatura y en una de sus historias un pastor mongol contaría que:

“Se parece mucho al intestino de una vaca, su piel es de color rojo sanguinolento o salami y resulta difícil distinguir la cabeza de la cola ya que no posee ni ojos, ni nariz, ni boca visible. La criatura se desplaza de un modo extraño, bien rodando, bien arqueando el cuerpo hacia los lados y que se siente atraída por los objetos de color amarillo”

Hay muchos testigos que afirman haber visto a la criatura, incluso algunos haber presenciado como destruiría a sus víctimas, desde animales pequeños como aves, tan grandes como un camello e incluso a humanos.

Acerca de Zombusiness

El portal de lo sobrenatural y lo extraño que te hará pasar un rato de terror. Zombies, Extraterrestres, Criptozoología, Paranormal, Frikie, Geek y mucho más

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *